Estrés: por qué me pasó la vida corriendo?

Nueve de cada diez españoles (96%) han sentido estrés en el último año y cuatro de cada diez (42’1%) lo han hecho de manera frecuente o continuada, porcentaje que equivale a casi 12 millones y medio de españoles.

Entre las causas más frecuentes de aparición del estrés, se señalan el exceso de actividad o la falta de tiempo (50´9%), junto con los problemas de cansancio y sueño (46´2%). La mayoría de las veces, son factores de la vida diaria los que los ocasionan (98´4%).

Cuando estas circunstancias se dan de forma repetida o se cronifican, la persona puede acabar desarrollando un trastorno de ansiedad al verse sometido a una presión frecuente o constante que le resulta difícil o imposible de manejar.

Estas personas, acuden a la consulta médica de Atención Primaria una media de 19 veces más que aquellas que no presentan ningún problema emocional, siendo lo más frecuente que se les pauten antidepresivos y/o ansiolíticos. Desde luego la medicación puede resultar de ayuda, pero si no dotamos a la persona de estrategias para manejar la situación y el impacto emocional que en ellas provoca, no estaremos haciendo otra cosa que “poner una tirita”.

Desde la psicología clínica podemos ayudar a manejar este problema o incluso prevenirlo, con herramientas sencillas y siempre adaptadas a la persona y sus circunstancias.

Entre las causas más frecuentes de aparición del estrés, se señalan el exceso de actividad o la falta de tiempo (50,9%), junto con los problemas de cansancio y sueño (46,2%). La mayoría de las veces, son factores de la vida diaria los que los ocasionan (98,4%).

Así lo advierte el último estudio Cinfasaludsobre “Percepción y hábitos de la población española en torno al estrés”, 

Las cifras revelan que nueve de cada diez españoles (96%) han sentido estrés en el último año, y cuatro de cada diez (42,1%), lo han hecho de manera frecuente o continuada, porcentaje que equivale a casi 12 millones y medio de españoles (12.413.000). Solamente un 4,0% de los entrevistados declara no haber sentido estrés en el último año.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *